Desde hace varias semanas están saliendo en algunos medios digitales locales y nacionales, informaciones con verdades a media en contra del alcalde y el Ayuntamiento Santo Domingo Este (ASDE).
A Manuel Jiménez no le perdonan que, perteneciendo a un partido pequeño, y siendo un aliado de un partido mayoritario, por medios estratégicos, hoy ocupe la presidencia del palacio municipal.

A tan solo 7 meses de estar en la alcaldía quieren que el alcalde resuelva problemas que tienen años. sabemos que detrás de esas declaraciones en los medios locales se encuentran dirigentes que no se atreven a dar la cara por temor a reprimenda de los caciques del partido en el poder, y sienten que el alcalde les hace daños.

Si es así, simplemente están ensayando algo que ya sucedió. Incluso si está justificado, el resentimiento no cambiará el pasado.

¿Envidias a las personas que tienen algo que tú no?
“Todo lo que te molesta son las declaraciones de lo que te falta”, dice Fernando Buitrago, ese gran filósofo cubano “Es común sentir resentimiento contra los compañeros de trabajo que han sido promovidos o son figuras públicas que tiene fama o fortuna”
Al resentirlos, indirectamente se está diciendo a sí mismo que no puede tener lo que ellos tienen.

El resentimiento no afecta a la persona a la que te dirige, al único al que daña es a ti, tu salud y tu bienestar mental.

Guardar rencor absorbe enormes cantidades de energía que podrían canalizarse hacia el logro. Es debilitante en todos los niveles, de hecho, entrega el control de tus emociones y decisiones a otros, querido amigo concejal si te sirve el sombrero póntelo. –

Por Roberto Veras.-