Exministro de Justicia defiende nuevo código penal de Haití

Puerto Príncipe, 22 jul.- El exministro haitiano de Justicia y Seguridad Pública Jean-Joseph Exumé negó que el nuevo código penal sufrió modificaciones, como sugieren varios críticos, y defendió la legislación, blanco de numerosos ataques.

Exumé estuvo al frente de la comisión de reforma del código penal, aprobado a inicios de mes por el presidente Jovenel Moise, y confirmó que el texto no es diferente al entregado al Parlamento en 2017.

“Tanto el proyecto de código como el proyecto de ley contenían mil 35 artículos, si miramos el informe del comité de Justicia y Seguridad del Senado y del comité de la Cámara de los Comunes, podemos ver que han trabajado en mil 35 sesiones”, dijo el exfuncionario al diario Le Nouvelliste.

Desmintió que la comisión no se reuniera con diversos sectores durante el proceso de conformación de la legislación, e insistió en que tuvo lugar un amplio debate con instituciones sobre el texto, “esto no se hizo en un solo día, sino a lo largo de varios años”, aseguró.

Entre las participantes destaca a la Asociación Nacional de Magistrados Haitianos, Asociación Profesional de Magistrados, Federación de Colegios de Abogados y Sociedades de Abogados, entre otras instituciones.

Una de las voces más críticas, es la del expresidente del Parlamento Youri Latortue, quien denunció que el código tiene el objetivo de amnistiar a los responsables del despilfarro a los fondos públicos, que costó la pérdida de más de dos mil millones de dólares a las arcas estatales.

Según el exparlamentario, la nueva disposición solo exime del derecho a la amnistía, los casos de genocidio, crímenes de lesa humanidad o de guerra, dejando libre el camino al presidente para perdonar por asuntos políticos y delitos financieros.

No obstante, Exumé señaló que el código no contradice las leyes vigentes, pues es básicamente el mismo texto de 1860, modificado luego en 1906 y 1994, aunque redactado de manera más clara.

También aporta aclaraciones respecto al polémico tema de la homosexualidad y la penalización de la homofobia. Según el dos veces titular de Justicia, bajo los mandatos de Jean Bertrand Aristide y René Preval, en el derecho penal no hay un reconocimiento implícito.

Exumé denunció las “extrapolaciones” y aseguró que no hay voluntad de reconocer la homosexualidad por el hecho de que esta noción sea evocada con el fin de agravar una sentencia.

El nuevo código penal debe entrar en vigor en 2022; sin embargo, aún puede ser derogado por el Parlamento cuando entre en funciones.

Actualmente sus detractores, sobre todo de sectores religiosos, critican una presunta inmoralidad al despenalizar el aborto y supuestamente la homosexualidad, mientras señalan que no son valores compartidos por la sociedad.